Proceso de Certificación ISO

Certificado ISOEn Quantras y en este blog siempre se ha defendido la aplicación de los estándares ISO como un procedimiento para lograr otorgar mayor competitividad y eficiencia a nuestras empresas. Pero mucha gente que no conoce el funcionamiento de estas normas o que no sepa lo que son puede dudar acerca de su utilidad. Para ello, hemos decidido realizar este post que describe un proceso de certificación ISO, indicando los distintos pasos a realizar para la obtención final del certificado.

El camino hacia un certificado está compuesto por seis fases en las que se estudiará, preparará y finalmente auditará la compañía de forma que cumpla con todos los requisitos expuestos en las normas ISO.

Fases del proceso de certificación ISO

La Fase I consistente en un Diagnóstico inicial pretende determinar en qué posición se encuentra la empresa respecto a los requisitos determinados por el certificado ISO que desea obtener. Para tal fin se realizan los siguientes procedimientos:

  • Identificación de los procesos operativos de la empresa.
  • Identificación de las operaciones y relación con los proveedores y clientes.
  • Organización interna: definición de procedimientos de coordinación y control interno así como de asignación de roles y responsabilidades directivas en relación a las normas. Adecuación de registros de RRHH e Infraestructura.
  • Conocer la situación de partida de las instalaciones propias con respecto a los requisitos reglamentarios, su grado de adecuación e implantación.
  • Definición de los indicadores de procesos y desempeño ambiental.
  • Objetivos: definición cuantitativa y cualitativa de Indicadores y Objetivos.

La Fase II del Proceso de Certificación ISO está formada por dos partes diferenciadas que deben ejecutarse de forma paralela: el análisis detallado de los procesos de la ISO y cómo adoptarlos y la elaboración de los documentos organizativos (como el Manual de Procedimientos o aquellos que describan la Política de Gestión). Para este objetivo se realizan los siguientes trabajos:

  • El análisis detallado de los procesos implementados según la norma ISO.
  • Redacción detallada, o adecuación, de cada uno de los procedimientos incluyendo la documentación relacionada y las instrucciones pertinentes.
  • Las actividades a desarrollar en cada caso con la corrección de los errores detectados.

De formas paralela, la documentación se regirá por estos criterios:

  • Los objetivos a conseguir para cada uno de los procesos detallados.
  • Las actividades a desarrollar en cada caso con la corrección de los errores detectados.
  • Nombrar a los responsables de cada uno de los procesos ofreciendo las herramientas necesarias para conseguirlo.

En la Fase III se comprobará que todo lo realizado en el anterior punto es preciso y funciona de forma correcta. Para ello se realizará una auditoría interna que arroje datos definitivos para la consolidación de los Indicadores y Objetivos del Sistema Integrado de Gestión que regule la ISO. En este punto del Proceso de Certificación ISO, los trabajos a realizar son:

  • Identificar las posibles desviaciones existentes, tanto en la definición como en la implantación del sistema
  • Registrar la auditoría, como un requisito ineludible a los efectos del posterior proceso de certificación.
  • Formar al personal tras la realización de las auditorías internas.

Durante la Fase IV lo que se intenta es preparar la compañía para que supere de forma satisfactoria la auditoría de la certificadora. Con este objetivo en mente se realiza lo siguiente:

  • Asesoramiento en el Proceso de Certificación: la solicitud se hará (según lo que establezca el organismo certificador a elegir) por los responsables de la empresa con la colaboración de la consultoría.
  • Realización de la Revisión por la Dirección y seguimiento de los Indicadores y Objetivos.

La Fase V es la que concluye el Proceso de Certificación ISO en sí y en el que se obtendrá el certificado. Esta fase se compone de un único procedimiento:

  • Certificación según la ISO elegida. Se deberán acordar las fechas previsibles de Auditoría. La empresa podrá elegir la certificadora con la que desea trabajar o dejar a responsabilidad de Quantras para tal elección.

La última fase no forma parte del Proceso de Certificación ISO como tal, ya que se trata del mantenimiento, pero si lo que se desea es conservar el certificado es de vital importancia. Para conseguir este objetivo se llevarán a cabo los siguientes procesos:

  • Adaptar el Sistema de Gestión para responder a las posibles nuevas necesidades de la empresa.
  • Ayuda para superar las auditorías de seguimiento que realizan las certificadoras y para la posible renovación del certificado a su caducidad tras tres años.

En caso de querer profundizar más en las normas ISO le invitamos a darse un paseo por nuestro blog o a consultar la página web de la International Organization for Standardization, la creadora de los estándares ISO.

Consulte sus dudas

Una vez descrito el sistema de certificación de las normas ISO, le invitamos a que consulte nuestros servicios y decida qué es lo que necesita su empresa. Si tiene alguna duda o ya ha decidido contar con nuestros servicios no dude en pedir un presupuesto mediante el formulario de la derecha o en nuestra página de contacto y le responderemos con la mayor brevedad. En Quantras estamos deseosos de ayudarle a llevar su empresa hasta el siguiente nivel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *