Sistemas TI y los fallos tecnológicos

Fallos en los sistemas TIPara todos los responsables de los sistemas TI de una empresa no hay nada más temido que la caída de sus servicios en un momento inoportuno. A la hora de buscar un culpable a menudo tendemos a culpar a elemento externos, tales como ataques DDos, la presencia de malware o a fallos por parte de algún usuario; pero la realidad es que en la mayor parte de casos es el propio sistema el que falla.

Al menos eso se desprende del informe presentado por SUSE, autores de una de las más importantes distribuciones de Linux. Según sus estudios hasta el 71% de los fallos están provocados por problemas tecnológicos. El resto se descompone en un 31% de errores humanos (algunos inducidos por aplicaciones o hardware obsoleto, de ahí que también se sumen a los errores tecnológicos), un 9% a ataques de denegación de servicio, otro 9% al malware y un 3% a ataques conscientes de los propios empleados.

Fallos más comunes en los sistemas TI

El dato más preocupante que se extrae del informe es la certeza de que al menos sufriremos un fallo anual en los sistemas TI. Según SUSE, el 80% de las empresas sufren al menos una caída al año y la mayor parte de ellas sufrirá al menos dos (la media está en 2.3 incidentes por empresa y año). Si nuestros negocios se fundamentan en su presencia en la red, las consecuencias de esto pueden ser muy graves y tener un alto coste en economía e imagen.

Puede que nuestra empresa no tenga su actividad principal ligada a internet y pensemos que las consecuencias serán menores. Pero para cualquiera una caída de nuestro servicio de correo electrónico o de los servidores que soportan las aplicaciones que usamos pueden suponer un grave inconveniente o incluso generar una situación de paro total del negocio. Es por ello que los responsables de los sistemas TI tienen que estar preparados. Según el estudio no siempre es así, ya que poco más de la mitad han desarrollado un plan para solucionar esta contingencia y sólo un 17% adicional está en proceso de conseguirlo. Esto nos deja con casi un tercio de las empresas totalmente expuestas.

Cómo proteger mis sistemas TI

Los planes desarrollados por los responsables de los sistemas TI se basan sobretodo en la actualización y el cambio de elementos o programas obsoletos. Se reparten entre hardware (en un 55% de los casos), aplicaciones usadas (el 42%) o sistemas operativos (el 34%). Así, podemos concluir que la mejor arma para evitar estos errores tecnológicos es mantener nuestros equipos al día para evitar posibles incompatibilidades o fallos por antigüedad.

Para administrar todo esto de manera más sencilla, desde Quantras os sugerimos el uso de un sistema de gestión basado en los estándares internacionales tales como la ISO 27001. Gracias a procesos unificados basados en la mejora constante, llevarás a cabo las actualizaciones necesarias como parte de plan empresarial, anticipándote, así, a las posibles caídas del sistema. Contacta ahora con nosotros mediante el formulario de la derecha o rellenando el formulario de nuestra página de contacto sin ningún compromiso y comienza disfrutar de todas sus ventajas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *